Los símbolos católicos escondidos en El Señor de los Anillos


Tolkien es considerado uno de los mejores escritores en lengua inglesa. Su novela “El Señor de los anillos” tiene millones de admiradores. Nació en 1892, pero casi no conoció a su padre y su madre falleció cuando tenía 12 años. Quedó al cuidado de los sacerdotes oratorianos y su tutor legal fue el Padre Francis Xavier Morgan. A través de él conoció las ideas del cardenal Newman. Por eso, el experto en Tolkien Joseph Pearce, autor del libro “Tolkien: hombre y mito”; dice que “El Hobbit” y “El Señor de los Anillos” reflejan su fe católica.

Joseph Pearce:

“Dijo que El Señor de los Anillos es una obra fundamentalmente religiosa y católica, inconscientemente al principio, conscientemente en la revisión. Hizo que cualquier cosa en la historia que no fuera fiel a la comprensión católica de la realidad, a la teología católica, se corrigiese para asegurarse de que el 'El Señor de los Anillos' se ajustara a la fe católica”.

Según Joseph Pearce, hay muchos eventos y fechas importantes que ocurren en “El Señor de los Anillos” que están relacionados con el catolicismo.

Joseph Pearce:

“El uso del anillo es cometer pecado, el acto del pecado. Sin embargo, llevarlo, llevarlo es como cargar la cruz. Entonces Frodo se convierte en un portador de la cruz y, por lo tanto, una figura de Cristo. Otra cosa interesante es la comunidad del Anillo que sale de Rivendel el 25 de diciembre. El viaje de Frodo de Rivendel a la Montaña de Fuego, que recuerda al Gólgota, es la vida de Cristo, desde su nacimiento hasta su muerte”.

Recuerda que en la novela, el anillo se destruye el 25 de marzo, fiesta de la Anunciación de la Virgen María. Algunos creen que ese día coincide con la fecha en la que Cristo fue crucificado. Por eso, la destrucción del anillo es el mismo día en que Jesús se hace hombre y también el día en que derrotó al pecado. Según Joseph Pearce, aunque al principio muchas personas pasan por alto el catolicismo de “El Señor de los Anillos”, Tolkien tenía la intención de comunicar la fe a través de la narración, un enfoque que Jesús usó también en sus parábolas.

Joseph Pearce:

“Entonces, si Cristo mismo santifica las historias, al enseñarnos algunas de las lecciones importantes a través de la narración de historias, podemos ver cómo las historias, cómo la ficción puede ser una forma muy poderosa de transmitir la verdad”.

Para Joseph Pearce, esta forma sutil de Tolkien de utilizar estas novelas de fantasía para comunicar la fe permite a los no cristianos entrar en la historia y también acercarse a Jesús.

Fuente: romereports.com

Suscríbase al Blog de ARCADEI

 ......
Stacks Image 25